The Blog

Referencia al estudio del Dr. Monje Gil en el Diaro EL MUNDO – La mordida invertida de Fernando VII que retrató Goya.
octubre 15th, 2012Blog, Noticiascicom 0 Comments

El día 13 de Octubre del 2012 salió una notica en EL MUNDO haciendo referencia al estudio que el Dr. Florencio Monje Gil hizo acerca de “La mordida invertida de Fernando VII que retrató Goya”.

NOTICIA

Florencio Monje, jefe de Servicio de Cirugía Oral y Maxilofacial del Hospital Infanta Cristina de Badajoz y coautor junto con su hermano, Isidoro Monje, del libro ‘Las pinturas de Goya y las deformidades dentofaciales’ quiso plasmar en este libro esta y otras alteraciones faciales. “Gran parte de la patología maxilofacial puede recorrerse a través de distintos cuadros y personajes en la pintura de Goya”, asegura el doctor explicando que fue precisamente por eso por lo que decidió escribir este libro.

El prognatismo

Monje se detiene en contar precisamente ese llamado prognatismo, un problema no muy frecuente entre la población, pero que suele acarrear algunos problemas psicológicos de autoestima o inseguridad.

Pero antes de prognatismo, hay que hablar de la maloclusión. Esto es, una malposición dentaria (mala alineación de los dientes) del que se ‘desglosa’ el prognatismo. “Es un término muy genérico que quiere decir que los dientes no ‘encajan’ como deberían“, puntualiza el doctor aclarando que el nombrado prognatismo y la mordida invertida es un subgrupo de la maloclusión.

Estas dos afecciones, prognatismo y la mordida invertida, son sinónimas pero, matiza un aspecto: La mordida se refiere a la relación de los dientes, por lo que la mordida invertida consiste en que los dientes de abajo están por delante de los de arriba. Lo normal es que los dientes superiores sobresalgan “un poquito” sobre los inferiores, pero aquí ocurre lo contrario. Por su parte, el prognatismo se refiere a la deformidad esquelética que esto produce. “El maxilar superior se queda atrás y la mandíbula, delante”, concreta.

En el caso particular de Fernando VII, matiza el doctor, su prognatismo se incrementaba porque en esa época era fácil perder los dientes de la arcada superior. Actualmente, existe un tratamiento combinado de ortodoncia y cirugía, con él “se corrige perfectamente esta alteraión”, afirma con contundencia. Se debe hacer un diagnóstico previo correcto. En cada caso, la asimetría entre ambos huesos puede variar, por lo que hay siempre que estudiar a cada paciente de forma individual.

Comments are closed.